BARNES International Realty
Cree una cuenta para gestionar sus alertas
Conéctese y gestione sus alertas
Olvidaste su contraseña

Por qué el mercado inmobiliario de lujo francés resiste a la crisis

Análisis de mercado

28/05/2020

El impacto del Covid-19 se sintió durante las primeras tres semanas, cuando el mercado inmobiliario se puso literalmente en 'pausa'. 

Después de esto, a principios de abril, BARNES observó el resurgimiento de la demanda a través del aumento de clientes potenciales en su sitio web, lo que permitió al grupo anticipar una salida exitosa del confinamiento mediante la implementación de un dispositivo digital sin precedentes.

En cinco años (entre 2015 y 2020) el volumen de ventas y los precios inmobiliarios aumentaron un 15 % y un 30% respectivamente en París analiza BARNES. 'El mercado era tan dinámico que incluso creíamos que estábamos frente a una burbuja inmobiliaria, contenida por condiciones muy favorables de acceso al crédito, tasas extremadamente bajas y plazos de préstamo más largos', explica Richard Tzipine, director general de BARNES. Incluso después de finales de 2019, cuando se observó un endurecimiento de las condiciones de préstamo, las tasas siguieron siendo bajas y los clientes de lujo continuaron invirtiendo.

A pesar de la crisis del COVID-19, los compradores siguen confiando en el valor de las inversiones inmobiliarias parisinas. 'Cuando el 11 de mayo se anunció el fin del confinamiento, los compradores y vendedores recuperaron la confianza y solicitaron nuevamente a BARNES que organizara visitas físicas tan pronto como fuese posible. A pesar de que ciertos proyectos debieron interrumpirse debido a la incertidumbre del mercado, la mayoría de los clientes están relanzando sus proyectos', explica Richard Tzipine. Al 17 de marzo, BARNES contaba con 200 promesas de ventas, de las cuales el 17 % pudieron concretarse con firmas a distancia. Además, BARNES contaba con 140 ofertas en curso, de las cuales el 25 % se transformó en promesas de venta.

Es cierto que las demandas cambian, pero el parque inmobiliario parisino continúa satisfaciendo a todo tipo de compradores. 'Hoy, mucho más que un valor refugio, las propiedades parisinas son un refugio físico', agrega Richard Tzipine. Las familias buscarán bienes más grandes para reunir a todos sus miembros (niños, padres y abuelos), propiedades que posean un exterior para poder tener espacio al aire libre sin quebrar las reglas de confinamiento. Los inversores, por otro lado, siguen manifestando interés por las propiedades más pequeñas.

Property with a terrasse, balcony and garden

'Ya sea en la Baule, la Isla de Ré, la bahía de Arcachon o el País Vasco, el mercado inmobiliario de lujo en la costa atlántica también está superando la crisis sanitaria. El sector inmobiliario de lujo parece resistir a la crisis e incluso se está convirtiendo en un valor refugio', dice Etienne de Gibon, director asociado de BARNES Nantes-La Baule, quien anticipa que mayo y junio serán meses muy dinámicos.

'En todo el litoral, el teletrabajo se ha convertido en una realidad e incluso en una prioridad. Nuestros clientes buscan imperativamente bienes espaciosos, que puedan transformarse en una oficina temporal o permanente', explica Thibault de Saint Vincent, presidente de BARNES. A pesar de la crisis, la demanda de estos bienes de lujo sigue siendo superior a la oferta. Este mercado sigue siendo específico, tanto en términos de escasez y singularidad de los bienes, como por el bajo número de transacciones anuales. Etienne de Gibon destaca que 'en los destinos excepcionales, comprar una propiedad es mucho más que una transacción: es un regalo que uno se hace a sí mismo'.

'Esta crisis sanitaria nos ha permitido analizar y mejorar nuestros procesos internos y, en general, la forma en que trabajamos con otros profesionales del sector, como los notarios a través de las firmas a distancia, por ejemplo. Las diversas herramientas digitales creadas e implementadas en los últimos años han sido de gran ayuda', asegura Richard Tzipine. Si bien en abril la tendencia global sufrió una caída del 30 % en la búsqueda inmobiliaria en línea en general, el interés en las propiedades de lujo no ha disminuido.

'En abril quedó clara la reanudación de la actividad, con más visitantes, más páginas vistas y más conexiones en el sitio BARNES-international.com respecto al mes de marzo. Todos los indicadores cualitativos son positivos, con un tiempo por visita que ha excedido los 4 minutos, y una tasa de rebote inferior al 25 %, lo que es una señal de una audiencia cualitativa', destaca Thibault de Saint Vincent. Los clientes habituales se mantuvieron leales al sitio, cuya parte orgánica (es decir, todas las conexiones al sitio, excepto las campañas pagas) registró un aumento del 10 % en abril, lo que confirma la reanudación de las búsquedas de propiedades. A los destinos soleados, como Biarritz, Lisboa y Saint-Tropez, también les fue bien.

Además, la sistematización de las visitas digitales permitió enfrentarse a los inconvenientes del confinamiento, proponiendo una nueva forma de presentar las propiedades. Las reuniones en línea 'en directo' permitieron a los agentes mostrar a los compradores apartamentos a través de sus teléfonos y responder a sus preguntas directamente. 'Estas visitas 'en directo' también permitieron confirmar las promesas de compra, cuando el comprador había podido visitar físicamente la propiedad antes del confinamiento', agrega Richard Tzipine.

© Businessimmo.com - publicado el Barnes International Realty la 28/05/2020

Buscar este artículo en su totalidad haciendo clic en el siguiente enlace:
https://www.businessimmo.com/c...